Reportar un siniestro
Recomendar

¿Qué seguro puedo contratar si estoy embarazada?

El embarazo puede llegar a ser el momento más feliz para una mujer, aunque también es un tiempo de fragilidad y preocupaciones. Las transformaciones que sufre el cuerpo durante el período de gestación es radical, pues el cuerpo de la mujer debe adaptarse a las necesidades de la nueva vida que está madurando en su vientre.

De ahí que junto a las profundas satisfacciones que el embarazo trae consigo, también es un tiempo que demanda de mucha responsabilidad y atenciones a la hora de supervisar el desarrollo óptimo del proceso de gestación, así como para sortear los imprevistos que nunca faltan.

Que seguro debo contratar si ya estoy embarazada, seguro de maternidad

Aparte de los altibajos en la salud de las madres embarazadas por los cambios naturales que se producen en su cuerpo, en ocasiones, pueden existir tanto factores internos como externos que provoquen complicación de diverso tipo durante el embarazo.

Por eso es necesario que la embarazada tome las medidas de protección correctas, y, sin duda, la elección de un seguro de maternidad, parcial o completo, le permitirán contar con un apoyo invaluable para enfrentar los vaivenes de este período, así como abaratar los costos de atención médica que la gestación y el parto demandan.

Dependiendo del tipo de cobertura del seguro contratado, este puede cubrir, más o menos, todas las necesidades que una mujer embarazada requiera para llevar a buen término su proceso. Todo tiene su costo. Tanto las citas regulares al ginecólogo los exámenes y las pruebas de rutina para evaluar el desarrollo del embarazo, así como los costos de hospitalización, anestesia y medicamentos requeridos en el momento del parto, y que, luego, en el posparto pueden llegar a costar una fortuna.

cuanto cuesta tener un hijo, seguro de maternidad para gastos por embarazo

Así que no hay mejor opción que la de contar con un seguro que te permita afrontar estos gastos sin mayores contratiempos.

Las visitas periódicas al ginecólogo, por ejemplo, representan un gasto significativo para la mujer embarazada. Estas visitas inevitables de control materno tienen por objetivo llevar una supervisión detallada de la condición de salud, tanto de la mujer embarazada como del bebé en gestación. Este control debe incluir ecografías, revisiones táctiles, pruebas de sangre, control de presión y peso, entre otras.

El objetivo es determinar si la madre debe o no hacer algún ajuste en su dieta diaria o en su rutina de ejercicios que le permitan llevar un embarazo saludable. También podrían incluir la prescripción de suplementos alimenticios y vitamínicos en caso de ser necesario, con el objetivo de fortalecer la salud integral del niño y la mujer gestante.

La periodicidad del control materno puede variar de acuerdo a la evaluación realizada por el especialista, aunque ciertos seguros de embarazo posibilitarían hacerla de manera semanal, sin que esto signifique un costo excesivo para la economía familiar.

Muchos seguros también brindan asesoría online las 24 horas al día, lo que permite a las madres primerizas contar con un apoyo especializado, cuando la ocasión lo amerite, procurando un estado de tranquilidad y confianza, que le permitirán llevar un embarazo sin sobresalto.

Una de las preocupaciones de las mujeres embarazadas es el estado de salud y del desarrollo del feto durante la gestación. A partir de la semana 20, los seguros cubren los costos de ecografías de alta resolución, que permiten despejar las dudas sobre un posible comportamiento anómalo en el proceso de crecimiento de la criatura.

Seguro de embarazo maternidad en Quito Guayaquil Cuenca Ecuador

Esta alta tecnología permite llevar un control seguro y detallado del proceso, y evitar así posibles complicaciones en el futuro.

Si el seguro de embarazo es útil y permite economizar los costos de la revisión rutinaria del proceso de gestación y las eventualidades que podrían acontecer durante el mismo, entonces vale la pena adquirirlo; también muchos seguros cubren la totalidad o parcialmente los costos de hospitalización en el momento de dar a luz, los cuales también representan una ayuda significativa.

Si la mujer embarazada decide tener a su hijo en un hospital privado, los costos de atención son muy elevados, por lo que contar con un seguro de embarazo con cobertura es casi indispensable.

Los costos de alimentación, hospedaje y atención posparto, tanto para la madre como para el niño son probablemente los costos más caros de todo el embarazo. De ahí que contar con un seguro que cubra la totalidad o parcialmente los costos de estos servicios, le permitirá tanto a la embarazada como a su núcleo familiar contar con un servicio de calidad, sin tener que hipotecar el patrimonio, que seguro será necesario para que la nueva vida crezca en medio de un contexto de seguridad y calidez que todo niño o niña merecen.

Como vemos contratar un seguro de salud es una forma segura de ahorrar y de tener a mano un apoyo útil y seguro para acompañar la gestación de la nueva vida hasta su nacimiento. En las cosas importantes es mejor no escatimar esfuerzos, y aún mucho más si esos pequeños esfuerzos significan un ahorro significativo en la economía familiar.

seguro de maternidad y salud en ecuador Seguros del pichincha

Te puede interesar:

Conoce los tipos de riesgos a los que estás expuesto y la forma de como afrontarlos. Existen riesgos laborales, físicos, personales que puedes asumir.
Consejos para el primer día de clases
Tips para aliviar el dolor de espalda en la oficina
¿Qué seguro contratar cuando estás embarazada?